domingo, 23 de diciembre de 2012

Rituales para esperar el nuevo año.


Comer lentejas: Símbolo de la abundancia y la prosperidad. Se recomienda comer tres cucharadas a las 11:45 de la noche.

Las doce uvas: Por cada campanada comer las uvas y pedir un deseo en cada bocado.

Prendas de vestir: Tradicionalmente la ropa interior debe ser amarilla, que significa estabilidad económica y buenas energías. Si se busca amor, es recomendable el color rojo y para los cambios espirituales y emocionales, el blanco.

Dinero: Al recibir el año, se recomienda tener en los bolsillos billetes de diferentes denominaciones para atraer la fortuna. Además, colocar un plato de vidrio con monedas y arroz para los negocios. A las 12:00 de la noche se meten las manos en una fuente con azúcar y luego se lavan con champagne y otros recomiendan hacer una mezcla de esencia de vainilla con canela en polvo y antes de la media noche, lavarse las manos con esta mezcla.

Viajes: Si se desea viajar, después de las 12 campanadas hay que salir a la calle con maletas que tengan algunas prendas de vestir.

Velas: Representa el elemento fuego y se utiliza para atraer el amor y la unión familiar, por lo que es recomendable encender un velón rosado o blanco antes de las 12:00 de la noche.

Subir a una silla: Antes de reventar el año hay que subirse a una silla o escalera, esto es símbolo de ascenso. También lo hacen las mujeres solteras para conseguir pareja.

Botella de Champagne: La noche del 31 de diciembre se debe brindar con vino espumante porque las burbujas representan la felicidad que se tendrá durante todo el año.

Amor: Para conseguir el nuevo amor, hay que asegurarse de que el primer abrazo del año sea a una persona del sexo opuesto cuando llegue el año nuevo.

Estos son algunos de los consejos que encontré para recibir el nuevo año,  añado escribir en un papel las cosas que deseas que desaparezcan de tu vida, quemando después este papel y tirando las cenizas por el sanitario. En otro papel escribir tres cosas que deseas que ocurran en ese nuevo año y guardarlo en una cajita muy cerca de ti, por ejemplo en tu mesita de noche.

martes, 4 de diciembre de 2012

4 de Diciembre, dia de Santa Bárbara.

Santa Bárbara, oleo s/lienzo 95 x 78 cm. 1771-1775 Francisco de Goya.
 Santa Bárbara es un óleo de temática religiosa pintado por Francisco de Goya en sus primeros años, en concreto durante su etapa joven en Zaragoza.
La santa es una mártir cristiana del siglo III muy venerada en España y principalmente en Aragón. Este cuadro se realizó poco después de la llegada de Goya de su viaje a Italia, donde se inspiró en el arte grecorromano para emprender esta obra. Algunos detalles de la cabeza y del cuerpo fueron preparados por dibujos del Cuaderno italiano.
Goya representa a la santa como una bellísima mujer de elevada posición social, como lo delatan sus ropas. En la mano derecha porta la Santa Custodia y en la izquierda la palma de su martirio. Al fondo aparece la torre de su cautividad y un rayo. A la izquierda el Ejército Real, del que la santa era patrona. Goya recorre el cuerpo de la santa creando un interesante ritmo acentuado por un gran foco de luz.

Santa Bárbara forma parte de la lista oficial del martirologio de la Iglesia Católica y según el calendario o santoral católico su fiesta se celebra el 4 de diciembre.
Según la tradición cristiana, habría nacido en Nicomedia, cerca del mar de Mármara, hija de un rey sátrapa de nombre Dióscoro, quien la encerró en una torre. El motivo del encierro pudo haber sido para evitar que los hombres admiraran su belleza y la sedujeran, o para evitar el proselitismo cristiano. Durante una ausencia de su padre, Bárbara se convirtió al cristianismo, y mandó construir tres ventanas en su torre, simbolizando la Santísima Trinidad. Su padre se enteró del significado del simbolismo de estas ventanas y se enfadó, queriendo matarla. Por eso, Bárbara huyó y se refugió en una peña milagrosamente abierta para ella. Atrapada pese al milagro, se enfrenta a su destino.
Su martirio fue el mismo que el de San Vicente Mártir: habría sido atada a un potro, flagelada, desgarrada con rastrillos de hierro, colocada en un lecho de trozos de cerámica cortantes y quemada con hierros al fuego. Finalmente, el mismo rey Dióscoro la envió al juez, quien dictó la pena capital por decapitación. Su mismo padre fue quien la decapitó en la cima de una montaña, tras lo cual un rayo lo alcanzó, dándole muerte también.
Se la suele representar joven, bien con la palma del martirio, bien con plumas de pavo real, pues este animal es símbolo de la resurrección o la inmortalidad, y aparece ya en la más antigua representación conocida, que data del siglo VIII (Santa María la Antigua, de Roma).
También suele aparecer con su atributo, una torre con tres ventanas, apareciendo unas veces encerrada en la misma y en otras la torre aparece a su lado o en miniatura sobre una de sus manos. El significado de esta torre con tres ventanas es el refugio de la fe en la Santísima Trinidad. Y suele llevar corona, que admite variaciones: en algunas es la de una princesa y en otras es una corona completa formada de varias torres.
La imagen de santa Bárbara también aparece a veces asociada:
  • Con la espada con la cual fue decapitada, lo que ha contribuido a que sea asociada con la guerra, pero dicha espada representa un símbolo de fe inquebrantable.
  • Con un cáliz, que significa su conversión al catolicismo.
  • El rayo que cayó en su martirio ha hecho que sea relacionada con los explosivos y así es patrona del arma de artillería, cuyo escudo son cañones cruzados y la torre es la heráldica de los ingenieros y zapadores. El depósito de explosivos en los buques recibe el nombre de Santabárbara.
  • Con una rama de olivo entre sus manos, representando el martirio.
  • Con una manto rojo, cáliz de la sangre de Cristo.