viernes, 6 de junio de 2008

Mensaje en una botella


¿Que será de mí?. La marea se retiró de improviso y desde la arena observo el mar tan complice de mi secreto.
¿Nunca más veremos los glaciales?, ¿ni los delfines jugarán a nuestro lado?, ¿no contemplaré la intrepidez con que evade las altas olas y esquiva las hélices de los barcos?.
¿No entiendo por qué se distrajo de esta manera?, ¿qué aventura pasada se detuvo a recordar?. ¡Y ahora estamos en esta playa que puede llenarse de bañistas!
No sabe cuanto la amo, aunque ese caracter aventurero nos arriesgara a terminar separados, como la vez que se dejó arrastrar hasta los acantilados y la fuerza de las olas nos estrellaba contra los arrecifes. No sabe que mirando a travez de su pared ambar, las puestas de sol son más cálidas y que el sonido de las olas me llega mullido y sordo.
Necesito que un golpe de viento, un cangrejo rojo, un movimiento telúrico, nos lance de nuevo a las olas, necesito mantenerme en su vida, sin importarme que escribió sobre mi piel, aquella muchacha de pelo naranja.

16 comentarios:

Velvetina dijo...

Él que tantas veces te envolvió en sus olas cuando estabas triste, extrañando el amor que tenías lejos...
Él que recibió tus lágrimas confundiéndolas con las gotas que son su esencia; por ellas es lo que...
Él que brindó paz y sosiego a tu espiritu andariego...
Él que te enamoró tantas veces, ocupando tu tiempo, robando tu tiempo, enredándote en su tiempo tan salvaje y desmedido...
Has necesitado confundirte con su cuerpo y acariciarlo tantas veces, en cada salto, en cada cielo, en cada luna reflejada en él...
No dejes que los hombres le cambien de color y piensa que, cada vez que lo visites, te iluminas con estrellas de Mar, con vida e ilusión.

Dedicado a tí y a ese Mar que reflejas.

pafermi dijo...

¡Que ternura!, este blog de la Milá, reparte poesía.
Gracias Velvetina, es una suerte contar con tu presencia.

meggan dijo...

velvetinaaaaaaaaaaaaa
madre mia eres la leche!!!

MUACKSSSSSSSSSSSSSSSSSSS
PARA LAS DOS BLOGERAS!!y boleras
de una hormiga

KAMELUCHA--MELA dijo...

Uf Velvetina, esque escribes como los angeles, a que si,,??..
Pero hoy tambien Pafermi me ha gustado muchiiiimo este...cuento.?? es una ilusiòn, como esas veces que vas al mar y piensas siempre, y si hechara una botella,??..muy linco..
un abrazillo

pafermi dijo...

Kamelucha-mela,
Ahora que vivo en tierra firme, pienso constantemente en la idea de mandar un mensaje dentro de una botella. ¿Y si algún dia nos encontraramos los amigos del blog de Mercedes y lo hicieramos?

KAMELUCHA--MELA dijo...

Ya lo creo que si Pafermi..uff yo la verda,,..me encantaria..
No seria la primera vez, sabes.??
Yo creo que poco a poco asi serà.
un besito

meggan dijo...

yo vivo en una isla.de el mediterraneo
mandarlos en direccion aqui,para que puede leerlos yo .vale?
unos mensajes montones de abrazos enbotellados y con mensaje
buenas noches mis niñas...

muacksssssssss

Anónimo dijo...

Al leer las dos histórias compruebo una vez más lo maravilloso de tu poesía. Hoy me siento como el mensaje y a tí como la botella. Y siento un dolor muy grande porque se han roto los sueños.

Catalina dijo...

Hola, tu visitando mi blog y yo sin conocer el tuyo....no tengo perdón. Y encima es precioso.

No dejaré de leerte.

Besitos.
Cartoncilla

http://cartoncilla.blogspot.com/

pafermi dijo...

Anónimo,
No se por qué se han roto tus sueños, siempre puede venir un golpe de mar que los lance de nuevo a la aventura de vivir.

pafermi dijo...

Gracias Catalina, tu blog también es muy positivo y bonito. Ya vi que naciste en La Palma, la isla que mas se asemeja a un corazón.

Salegna dijo...

Pafermi tu si que tienes talento, tienes una sensibilidad y talento para varios artes.

Cuantas boleras hay aquí, hoy he tendido el día libre y he disfrutado leyendo vuestros blogs.

Espero repetir muy pronto, un beso Pafermi y para todas.

Pinocho dijo...

...cuando descorches tu botella te invadirá mi tierno abrazo.

Buenos días preciosa mía.

pafermi dijo...

Gracias Pinocho, por tu sincero abrazo, el dia que nos reunamos todos, cuando se cumpla un deseo de la velvetina brujilla, descorcharemos esa botella y brindaremos por la amistad, una amistad que se inicio por un puñado de nieve que se descolgó por la ladera de una montaña.

Catalina dijo...

Cómo sabes que soy palmera?? Me tienes intrigada, cuando leí lo de palmera sube a la palma...
Cuenta.

Besos
Cartoncilla

pafermi dijo...

Catalina,
Yo tengo una bola de cristal....
Lo lei en algun blog, que naciste en La Palma, aunque vives en Tenerife. Esa cancion la escuchaba en Canarias, en los super sobre todo cuando se acercaba el dia de Canarias, que fue hace poco, ¿No?