lunes, 26 de mayo de 2008

¡Solo un empujoncillo!

- ¡Estamos perdidos! .
- ¿Pero está confirmado?.
- Confirmado está. No hay dudas. Dejó una nota suicida.
- ¡Hay que buscar una solución pronto!, uno de ellos exclamó, mirando a los demás que esquivaron su mirada.
- ¿Alguno se ofrece voluntario?, se escucho desde el fondo.
- Es que se está tan bien aquí.....(pensaron casi todos)
-¡Tramitar solicitudes es tan buen trabajo!, el coro fue unánime.
Un sonido los apartó de la conversación y allí estaba él.
El que siempre llegaba tarde, el que escondia las llaves del guardían, el que mientras los demás trabajaban, incluso hoy, ocupaba su tiempo en descargar el granizo de las nubes.
Tan solo una mirada cómplice y el ligero empujoncillo por la espalda, los devolvio a la placidez burocrática.

No hay comentarios: